Un desafío constante de convivencia en Villa de Vallecas con vecinos enfrentados en la okupación ilegal

Jul 11, 2024 | Actualidad, Comunidad de Madrid, vivienda

Un desafío constante de convivencia en Villa de Vallecas con vecinos enfrentados en la okupación ilegal.

Una urbanización en la

, en Villa de Vallecas, se enfrenta a un problema grave de okupación que ha afectado a doce pisos durante varios años. Hoy, se esperaba un desalojo de estas viviendas, pero la situación se complicó cuando más okupas llegaron para resistir la medida.

Según relatos de los vecinos, al bajar por la mañana se percataron de que varios okupas habían ingresado en diversas casas, agrupándose en una de ellas para fortalecer su posición o moviéndose de un portal a otro para evitar ser desalojados.

La urbanización está compuesta por 126 viviendas, de las cuales 28 quedaron vacías después de la quiebra de la constructora. Posteriormente, una empresa comenzó a alquilar legalmente algunos inmuebles, según creían los residentes. Sin embargo, con el tiempo descubrieron que una mafia se dedicaba a alquilar ilegalmente estos pisos vacíos, utilizando la ayuda de cerrajeros para acceder a ellos.

Los residentes están frustrados y agotados por la situación, alegando que los okupas generan conflictos constantes y amenazas. De los pisos vacíos, 18 están ocupados ilegalmente y inicialmente se planeaba desalojar 12 de ellos. Aunque el desalojo no se llevó a cabo como estaba previsto, uno de los okupas entregó voluntariamente las llaves de su vivienda. Como medida de precaución, los vecinos han instalado puertas antiokupa por su cuenta.

Pilar, una vecina afectada, expresó su desconfianza hacia Sareb (Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria), acusándola de engañar a los residentes al anunciar una suspensión temporal del desalojo que, según ella, es en realidad una paralización definitiva. Asegura que Sareb está negociando acuerdos extrajudiciales con los okupas, haciendo que todos los esfuerzos legales de los vecinos hayan sido en vano.

La situación ha llegado a un punto de desesperación para los residentes, quienes sienten que están siendo acosados y hostigados diariamente. Se enfrentan a situaciones alarmantes, como mudanzas sorpresivas de okupas seguidas de actos vandálicos como el pegado de cerraduras con pegamento.

El conflicto continúa afectando profundamente la calidad de vida de los vecinos, quienes claman por una solución definitiva y efectiva a este problema de okupación que ha permeado su comunidad.

Mayra Masache

Mayra Masache

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.

Habilitar notificaciones Aceptar No gracias